Reseña – Mad Max: Furia en el Camino

Mad Max Fury Road Main Poster

Por: Eduardo Zaragoza

Sombras y polvo   2/5

Desde pequeño recuerdo a Mad Max. Es parte básica de la cultura popular occidental. De hecho Mundo Acuático es un fusil total de la cinta de George Miller; uno bastante defectuoso.

La primera aventura de Max se estrenó en 1979, con las secuelas El Guerrero de la Carretera del 81 y Más Allá de la Cúpula del Trueno del 85. En todas aparecía Mel Gibson como el titular, siendo estas cintas las que lo volverían una súper estrella, y de paso, El Loco Max quedaría inmortalizado en el imaginario colectivo.

El caos y la autodestrucción de Mad Max fueron la clave de su enorme éxito, sin contar la actuación de Gibson. Ese caos, anarquía y violencia están presentes en Furia en el Camino, la nueva película del Maxiverso, pero algo falta.

Falta un guión, una trama sólida, vaya, algo que contar. El argumento de Miller, Brendan McCarthy y Nick Lathorius sólo sirve para que los personajes digan sus diálogos pero no tiene en mente desarrollar una historia. Tal vez a muchos no les interese que George Miller únicamente monte enormes secuencias de acción, pero yo sí quería algo más entretenido.

Las persecuciones, explosiones y demás caramelos visuales que tiene la cinta no están mal para nada, pero no son algo que no hayamos visto antes, y para ser honestos, la suma de todos sus elementos es un resultado aburrido y bastante cotidiano en los blockbusters veraniegos.

El villano Immortan Joe (Hugh Keays-Byrne, el malo Toecutter de la Mad Max original) me dio el mismo miedo que el Chiquidrácula de Carlos Espejel. Tom Hardy se olvido de lo mucho que sabe actuar y Charlize Theron apenas y se esfuerza un poco más, por lo que es lo más sobresaliente del filme.

Eso sí, la edición de Margaret Sixel es muy buena y la fotografía de John Seale es como para dar clases en las escuelas de cine, pero la música de Tom Holkenborg, mejor conocido como Junkie XL, empieza a sonar igual siempre.

Después de 120 minutos divagué, me aburrí y, lo más importante, me percaté que el verdadero y único Mad Max sigue siendo Mel Gibson. Al menos yo prefiero seguir teniendo ese recuerdo, como lo he tenido desde pequeño.

Mad Max: Fury Road (Warner)

Estados Unidos, Australia, 2015

Director: George Miller

Elenco: Tom Hardy, Charlize Theron, Nicholas Hoult, Hugh Keays-Byrne y Josh Helman.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *